El ‘leasing’

¿Qué es el leasing?

El leasing es un sistema de financiación que adopta la forma de un arrendamiento con opción a compra.

Consiste en el pago por el uso de un bien (como en los arrendamientos), durante un cierto tiempo, al cabo del cual, el arrendatario puede optar o no por comprar el bien.

En los casos en los que decida adquirirlo, deberá satisfacer la cuota que se haya pactado por el ejercicio de la opción de compra.

En el contrato de leasing, es el arrendatario el que elige el bien que desea comprar y la financiera quien lo adquiere para arrendárselo, y en el caso de que decida adquirirlo, vendérselo, una vez transcurrido el tiempo pactado. Por el contrario, en el arrendamiento no existe esta opción de compra sino un derecho de adquisición preferente.

En todo caso, convendrá consultar a un abogado antes de redactar o firmar cualquier contrato de este tipo en función de las circunstancias concretas.

El contrato de leasing

Consiste en un contrato de arrendamiento que se celebra durante un tiempo determinado durante el cual, el arrendatario está obligado a satisfacer mensualmente las cuotas pactadas que se destinan a amortizar el precio del bien.

Cuando el contrato finaliza, el arrendatario tiene la opción de adquirir el bien previa cancelación del importe de la cuota de opción a compra; en la mayoría de los casos el importe de esta cuota coincide con el del resto de las cuotas que se han estado pagando.

En el contrato de leasing, el arrendatario, además de estar obligado al pago de las cuotas, debe cumplir las siguientes obligaciones respecto al cuidado del bien:

  • Se exige que mantenga una cobertura de seguro adecuada.
  • El bien debe ser devuelto al final del contrato si no ejercita la opción de compra, en unas condiciones de desgaste normales.

Normalmente, poner fin a un contrato de leasing antes de que se cumpla el tiempo de duración pactado, suele ser bastante costoso.

En los casos en los que se pierda el bien, se extinguirá el contrato de leasing con los costes derivados de su resolución anticipada por lo que es aconsejable asegurar no sólo el valor del bien sino también los gastos que pudieran derivarse de este vencimiento anticipado del contrato.

¿Qué ventajas tiene el contrato de leasing?

Entre otras, las más destacadas son:

  • Evita el pago de impuestos: Si se estructura adecuadamente, las cuotas del leasing pueden ser consideradas gastos exentos de impuestos.Por otro lado, la financiación se calcula sobre valores netos, por tanto no se cobran intereses sobre el IVA con la reducción de gastos que ello implica.
  • Hace posible calcular los costes del producto que se adquiere y por tanto de los ingresos o ganancias que se pretenden obtener con su adquisición.
  • La opción de compra facilita que el bien pueda ser sustituido antes de que se quede anticuado o se desgaste demasiado.
  • Las cuotas pactadas en el contrato de leasing se mantienen fijas independientemente de la variación que experimente el valor del dinero.

Contrate online a un abogado

En iAbogado disponemos de abogados con experiencia en arrendamientos financieros. Pídanos presupuesto, o si lo prefiere, resuelva antes sus dudas legales.

Temas relacionados

» Las formas que puede adoptar su empresa
» Qué son las sociedades irregulares?
» Cómo se constituye una sociedad mercantil?
» El alquiler de un local de negocio
» La letra de cambio, el cheque y el pagaré
» Las franquicias
» El concurso de acreedores

Idioma

Síganos


Twitter LinkedIn Facebook Google Plus RSS YouTube

Publicidad

Legalitas

↪ Leyrespuestas.es ↩





Unifortia, despachos compartidos para abogados en P. Castellana de Madrid

Tarifa plana legal para pymes

Programa de afiliados

Anuncios gratuitos para abogados y profesionales del Derecho

Amicuo, mediación online



Anúnciese aquí
consultas